Un tribunal unipersonal eximió de culpa y pena una madre que denunció que su hija sufría acoso escolar. La directora y la psicóloga la habían querellado por difamación y calumnia. Se comprobó que hubo acoso y no se activó el protocolo.

Danna Peña, la madre de una niña de 9 años, fue absuelta de todo cargo, esto luego que el año pasado sufriera una serie de situaciones denigrantes y hasta agresión dentro de una institución educativa de Presidente Franco.

La directora y una psicóloga la querellaron por difamación y calumnia y pretendían una indemnización de 40 millones de guaraníes. Según la magistrada existió un permanente acoso escolar y los directivos de la institución no adoptaron el protocolo requerido para el caso.

La decisión de la Jueza Emilia Santos se dio a conocer luego de casi un mes de audiencias periodo en el que cada parte presentó su planteamiento y exhibió las pruebas.

Para la autoridad quedó demostrado que existió un reiterado acoso de parte de algunas compañeras situación que estaba en conocimiento de la profesora de grado, la directora y la psicóloga.

Antes de adoptar las medidas necesarias las mujeres minimizaron la situación y no dieron respuesta a la familia por lo que la madre expuso la situación en su red social. Esto mereció la presentación de una querella por difamación y calumnia.

Las accionantes refirieron que se sintieron agraviadas y les perjudicó personalmente por lo que plantearon la demanda y pidieron una condena de privación de libertad y una indemnización de 40 millones de guaraníes contra la madre.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter