El senador colorado Juan Carlos “Calé” Galaverna se tomó su revancha este jueves y derramó agua a su colega Paraguayo Cubas, quien había hecho lo mismo en plena sesión. Alegó que le devolvió el favor, en atención a que el legislador no fue sancionado en su momento.

De “la nada”, el senador oficialista Juan Carlos Galaverna, más conocido como Calé, le devolvió el gesto a su colega Paraguayo Cubas, quien retornó a su banca tras haber estado suspendido por sus improperios en el Senado.

Al hacer uso de palabra, Calé indicó que atendiendo a que Payo no fue sancionado por haberle derramado agua en la sesión realizada el 11 de abril pasado, iba a proceder a hacer lo mismo.

Cuando el congresista opositor iba caminando por el pasillo con dirección a su curul, el veterano legislador agarró su botella de agua, la destapó y vertió su contenido sobre la figura de su colega, quien quedó completamente empapado.

Galaverna justificó su acto e indicó que si corresponde alguna sanción por su actuación, él mismo pedirá la amonestación. Mientras que el ahora atacado minimizó la situación con un “calma, acá no pasa nada”.

Tras esta revancha, Calé manifestó que ya está “en paz” tras su peculiar actuación que causó asombro entre los demás políticos y funcionarios públicos. “Es un acto de dignidad. A los Galaverna se les puede tocar, pero gratis no”, lanzó.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter