De acuerdo a datos, el siniestro ocurrió alrededor de las 17:30 horas, cuando la joven, en uno de sus tantos lanzamientos de práctica, se precipitó a tierra desde una altura de unos 1.200 metros.

El paracaídas se le habría enredado en el aire y no se activó. Hasta el momento se desconocen las causas por las cuales tampoco se activó el paracaídas de emergencia.

Esta versión fue desmentida por testigos presenciales, quienes observaron que el paracaídas efectivamente se abrió, pero observaron problemas al momento del descenso, cuando la mujer entró en una espiral de la que ya no pudo salir y posiblemente se desvaneció antes de caer a tierra.

La joven fue trasladada de inmediato a un centro asistencial cercano, donde se constató se deceso.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter