La mujer se encuentra postrada en cama luego de haber sufrido un ACV tiempo atrás, comentaron los intervinientes.

El niño de 12 años corrió hasta la casa de su tía. Le avisó que su tío, de 22 años, le echó de la casa de su abuela y temía que le hiciera algún daño, pues estaba aparentemente bajo los efectos del alcohol y alguna otra sustancia, según dijo.
La mujer, alertada de la situación, se levantó de la cama y fue junto al cacique. Juntos sorprendieron a D. B. M. intentando escapar de la vivienda de su madre de 60 años luego de cometer abuso sexual contra ella.
Eran las 4:00 de la madrugada de este lunes cuando la llamada del líder de la comunidad alertó de lo ocurrido a los agentes de la subcomisaría 24 de Britez Cué en Canindeyú.
Los oficiales se trasladaron hasta una comunidad indígena en Yby Pytá, donde el líder y otros miembros lograron detener al autor para entregarle a las autoridades. «Según el relato de la víctima, llegó a la casa de su mamá con un machete. Como había un menor durmiendo con ella (su sobrino) le echó de la casa para quedar solo con la señora», relató a EXTRA el oficial Inspector Fredy González.
Fue allí que el nenito corrió a pedir ayuda a la casa del familiar más cercano, su tía. «Le encontraron prácticamente terminando la acción», apuntó el uniformado.
González mencionó que la víctima está en cama desde hace algún tiempo por problemas de salud. «Según la hija, sufrió un ACV y no quedó tan bien. No habla bien, no se mueve bien», lamentó el agente. Tras ser detenido, el autor fue trasladado hasta la comisaría quinta de Curuguaty por disposición de la asistente fiscal Marta Cabrera.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter