Si bien la información oficial habla de que los cuatro reos que se fugaron de Tacumbú lo hicieron por una de las rejillas de uno de los sanitarios del penal, existen muchas dudas al respecto.

Las autoridades analizan las cámaras de seguridad instaladas en inmediaciones de la Penitenciaría Nacional de Tacumbú, de modo a colectar elementos que permitan clarificar las circunstancias de la fuga.

Asimismo, el Ministerio Público abrió una investigación penal tras la fuga de los cuatro peligrosos reos.

Por su parte, desde el Ministerio de Justicia realizaron audiencias con los funcionarios penitenciarios para determinar las circunstancias en las que se pudo realizar la fuga y alguna posible complicidad.

Respecto al lugar de la fuga, el propio ministro de Justicia, Daniel Benítez, no puede asegurar que esta se haya dado por la rejilla del baño que da hacia la calle, informó Telefuturo.

Una de las principales dudas que se dan es debido al pequeño tamaño de la rejilla por la que, supuestamente, se fugaron los reos, ya que algunos de ellos tenían una gran contextura física.

Más detalles

Las cuatro personas, que se fugaron este jueves de la Penitenciaría Nacional de Tacumbú, lograron alcanzar la calle tras supuestamente salir por la ventana de un sanitario del sector de Admisión. Los investigadores creen que el plan de escape se gestó y ejecutó durante varios días.

Según los datos recabados por los investigadores, una vez que lograron escapar de la cárcel, los cuatro presos fueron caminando hacia el sector de Inteligencia de la Agrupación Especializada de la Policía Nacional, para luego salir a una calle y de ahí dirigirse hasta la avenida 21ª Proyectada.

Tres de los fugados estaban recluidos en el pabellón conocido como la Baldosería y uno en el sector de Admisión. El proceso de cortar las rejas habría sido de varios días. Los mismos tuvieron que haber pasado dos portones de seguridad para lograr salir a la vía pública.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter