Juan Édgar Duarte Collar (31) y Cristian Ariel Sánchez (24)  resultaron heridos luego de quemar sus colchones en una celda del penal industrial La Esperanza. Estaban aislados por provocar una gresca en la cárcel y por intento de agresión con estoque.

“Mi hijo estaba enfermo y pedía ayuda, pero no le hicieron caso. Para llamar la atención de los guardias quemaron los colchones, pero no les abrieron la puerta, se quemaron como animales”. explicó, Pabla Ojeda, madre de Cristian Ariel.

El director general de Establecimientos Penitenciarios, Julio Agüero, explicó que ambos estaban aislados en el penal por provocar una gresca en la cárcel y por intento de agresión con estoque y que el jueves en la noche intentaron que los guardias le provean de estupefacientes pero ante la negativa decidieron quemar sus colchones.

Si bien Agüero menciona que la respuesta fue rápida y que se logró apagar el fuego con extintores, los jóvenes quedaron heridos y se encuentran en grave estado en el Instituto del Quemado.

Sobre la consulta de cómo consiguieron los elementos para encender los colchones, el director admitió que pudo haber sido a través de los propios guardias.

Mientras tanto, familiares de las víctimas están en vigilia frente al centro asistencial, sin embargo no reciben muchas explicaciones de parte de los médicos.

Ambos internos estaban condenados por homicidio doloso. Cristian Sánchez cumple una pena de 14 años y Duarte Collar está sentenciado a 15 años de prisión, según confirmaron fuentes penitenciarias.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter