Sobre un plan de reubicación de personas que ocupan sitios públicos, en la Chacatira «abren el paraguas» ante la inminencia de que será en ese barrio el sitio elegido por las autoridades.

Vecinos de la Chacarita se oponen a reubicación de personas que ocupan plazas tras incendio de sus precarias viviendas, dos años atrás, y que ahora serán reubicadas por autoridades.

Alegan que en su gran mayoría, dichas personas se dedican al microtráfico de estupefacientes, lo cual representará peligro para jóvenes sanos de la zona.

Claudio Giménez, poblador de Chacarita, afirmó que la oposición a que sean reubicados en el lugar, tiene fundamento.

“Las personas que serían reubicadas son vendedores de cocaína, marihuana y crack. Tengo 22 hijos y no quiero que se mezclen con esta gente”, señaló Gimenez en comunicación con Ñandutí AM.

Remarcó que en todo el barrio, existe la convicción de que los jóvenes del lugar correrán serios riesgos, al verse expuestos a la cohabitación con los distribuidores minoristas de drogas.

El proyecto que baraja el Ministerio de Urbanismo, Vivienda y Hábitat, es construir viviendas sociales, a fin de reubicar a las familias que sufrieron el azote de la destrucción de sus viviendas.

Desde la esfera oficial, en tanto, sostienen que el proyecto en cuestión no tiene marcha atrás. Este posicionamiento, al decir de los vecinos chacariteños, generará conflictos.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter