La encausada habría intentado asfixiar con su mano a la pequeña que se encontraba acostada en la cama.

La fiscal Vivian Coronel presentó imputación contra una mujer que habría intentado matar a su hija de 2 años y al mismo tiempo requirió su rebeldía. La misma afronta cargos por homicidio doloso en grado de tentativa y maltrato de niños y adolescentes. La misma se encuentra con paradero desconocido.

Según la investigación, los hechos sucedieron el 20 de noviembre pasado, en un inmueble ubicado en el asentamiento San Juan Bautista del kilómetro 15 Monday del distrito de Minga Guazú.

En esa oportunidad, la encausada habría intentado asfixiar con su mano a la pequeña que se encontraba acostada en la cama. Sin embargo, algunas vecinas se percataron de la situación, intervinieron rápidamente y empujando a la mujer impidieron que la misma consumara su intención.

A continuación, la niña fue rescatada y llevada inmediatamente hasta la casa de una de las pobladoras del lugar. Seguidamente se dio participación a la Unidad Especializada en Delitos contra Menores, a cargo de la fiscal Vivian Coronel, quien inició la investigación.

La representante del Ministerio Público comprobó además que la sindicada habría ocasionado anteriormente apremios físicos a la niña 2 años y a otra hija de 4 años, a quienes supuestamente sometía a reiterados maltratos graves y sufrimientos psíquicos.

La responsable de la investigación inicialmente ordenó la detención preventiva de la supuesta responsable de los hechos y tras reunir todos los elementos incriminatorios dispuso su imputación y del mismo modo solicitó al Juzgado Penal de Garantías que declare su rebeldía. Asimismo, solicitó la prisión preventiva de la mujer una vez que sea privada de su libertad.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter