Esperar sentados durante horas en los pasillos, que en el día informen las ausencias de los médicos que no avisan con anticipación la cancelación de las citas médicas, la falta de medicamentos oncológicos y el agendamiento a más de 30 días para ciertos estudios son las principales situaciones por las que atraviesan diariamente los enfermos con cáncer en el Hospital Central del Instituto de Previsión Social (IPS), según la queja de asegurados.
Una de las situaciones se puede graficar con el caso de la doctora Leticia Viana, especialista en cuidados paliativos y en clínica del dolor, que se ausen- tó el pasado lunes 6 de noviembre en el Hospital Central, dejando a la deriva a casi 30 pacientes oncológicos que esperaban la consulta en el consultorio de terapia del dolor.
La especialista participó en un congreso internacional por lo que tuvo permiso, explicó la doctora Verónica Kim, jefa del servicio de Oncología del Hospital Central. «Muchas veces hace cuidados paliativos y consultorio de terapia del dolor. Esta doctora tiene una sobrecarga de pacientes. La semana pasada estuvo de permiso, porque le invitaron del Ministerio de Salud en un evento sobre oncología fuera del país».
Los pacientes denunciaron de manera anónima las reiteradas faltas de la única médica especialista de la previsional que atiende solo los lunes y miércoles. Los lunes está en la clínica del dolor, que tiene alta demanda de pacientes con cáncer que acuden por atención especializada.
SOBRECARGA. La doctora Kim admitió que están rebasados de pacientes y que no dan abasto ante la alta demanda de enfermos oncológicos. En ese sentido, comentó que ya solicitaron la contratación de más médicos.
«El problema es que solo tengo un especialista en cuidados paliativos en el hospital. Pedí más incorporación, todavía no tengo respuesta. En el servicio de Oncología el volumen de pacientes va en aumento en forma exponencial, pero no se acompaña con el crecimiento de los recursos humanos», comentó.
El grupo de pacientes que quedaron sin cobertura el pasado lunes 6 de noviembre, tuvieron que esperar ayer más de tres horas para que finalmente les informen que iban a tener asistencia. Los enfermos tuvieron que tener paciencia y esperar su turno en algunos casos más de cinco horas. «Se pasa muy mal esperando más de cinco horas para consultar. Todos tenemos urgencias, los médicos también, pero que no nos dejen plantados. En Oncología si un médico no viene, otro le cubre, nunca nos vamos sin consultar», relató de manera anónima un paciente.
Entre los enfermos, hay muchas personas del interior del país, que viajan durante horas y luego deben volver a aguardar otras horas más para tener atención médica. Si el médico se ausentó, el viaje fue en vano.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter