Una fotografía de tres ‘pacientes’ con vendajes en el estómago que muestran con orgullo los iPhone 14 recién adquiridos provocó un escándalo en el sudeste asiático.

Una clínica de belleza de la ciudad de Vientiane (Laos), llamada Dr. Nith Beauty Center, publicó la imagen del trío sosteniendo nuevos teléfonos inteligentes con aparentes cicatrices quirúrgicas.

La foto rápidamente comenzó a volverse viral en el país del sudeste asiático pero también en otras naciones de la región como Tailandia. lo que fue causando cada vez más sorpresa e indignación entre los usuarios.

«Es inmoral»

Resultó que era una estrategia de marketing para la clínica, una especie de broma viral que en Laos fue comprendida pero en otros países causó conmoción.

Tan dramático se volvió el tema que la Cruz Roja salió a pronunciarse al respecto y consideró oportuno condenar este mensaje «engañoso», que puede inspirar a las personas a tomar medidas drásticas para obtener la codiciada pieza de tecnología.

“No hay comercio de órganos como este. Está prohibido”, declaró Sophon Mekthon del Centro de Donación de Órganos de la Cruz Roja Tailandesa.

"Es inmoral y poco ético", señalaron.«Es inmoral y poco ético», señalaron.

“Es inapropiado que se promueva el comercio de órganos, especialmente para cambiar uno por dinero para comprar un iPhone. Es inmoral y poco ético”.

Y los usuarios tailandeses de las redes sociales también criticaron rápidamente la inciativa marketinera. “Quiero que sepan que este tipo de bromas no son para nada divertidas”, escribió Satsada Thanaborirak.

“¿Y sabes qué valores se están creando/dirigiendo a la sociedad?”, completó en su descargo.

Una broma que generó conflicto y afectó particularmente a Tailandia.

El sitio web tailandés Coconuts informó que «vender el riñón de uno» se ha adoptado en la jerga de las redes en los últimos años en el país.

Habla del hecho de que algunos tailandeses harán todo lo posible para pagar entradas para grandes eventos o para tener en sus manos los últimos dispositivos.

El último iPhone, ahora disponible para pre-pedido en Tailandia, cuesta más del equivalente a 2.000 dólares, mientras que el salario mensual promedio es inferior a 400

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter