Urge la intervención de la Penitenciaría Regional de Coronel Oviedo debido a las graves denuncias contra el Director, Francisco Ramoa.

Funcionarios Penitenciarios habían amenazado con ir a huelga si no apartaban del cargo al director, debido a las constantes persecuciones a funcionarios y a la mala administración. Aseguran que Francisco Ramoa no está capacitado para estar al frente de una institución tan grande y exigen que el Ministerio de Justicia disponga la intervención.

Según la denuncia realizada a nuestro medio, presos estarían pasando hambre y víveres que son destinados para la alimentación de estos estarían siendo negociados (comercializados) dentro del penal. Inclusive aseguran que algunos internos comen solo «tres galletas por día».

También en el fondo del penal se estarían construyendo más piecitas para ser explotadas como privadas como si la cárcel fuera un motel.

A esto se suma las celdas VIP donde presos privilegiados reciben un trato preferencial en comparación a los demás reclusos donde viven rodeados de lujos por el cual se cobra una millonaria suma de dinero de forma mensual.

Supuestamente todo el dinero va a parar a manos del Director Francisco Ramoa.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter