Se trata de la profesora Soledad Galeano, docente del Centro Educativo Nº 7 “Mariscal José Félix Estigarribia”, de este distrito, quien aprovechó el receso en la institución para lactar a su bebé de siete meses en una parada de ómnibus, a un costado de la Ruta VI, mientras llovía.

Dijo que desde el miércoles pasado se ve obligada a nutrir a su beba en ese lugar, a raíz que la directora le prohíbe hacerlo en el interior de la institución educativa. La responsable de la Escuela negó las acusaciones. “Solo sugerí que no tuviera al bebé ni a la niñera dentro de la sala de clase”, afirmó la encargada de despacho de la institución.

La Profesora del 4º grado turno mañana y tarde, vive en Villa Santa María, distrito de Trinidad, y diariamente debe trasladarse hasta Hohenau para cumplir con su labor de educadora. Hasta su lugar de trabajo, lleva a una adolescente que cuida a la bebé, de manera a que ella tenga la posibilidad de amamantarla en los recreos.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter