El adolescente había sido sometido a procedimiento para recibir los órganos de un donante de 36 años, que sufrió muerte encefálica. En contacto con Última Hora, uno de los familiares informó que luego del trasplante se produjeron complicaciones que afectaron severamente su salud, y esto desembocó en su fallecimiento.

 Los médicos del hospital informaron sobre el estado del joven a la siesta y, luego de varias horas de asistencia, finalmente no pudieron salvarlo. El velorio del menor se realiza en Lambaré, en la vivienda donde el adolescente vivía con sus padres.
El día jueves, cuando el joven recibió el trasplante cardiaco, el doctor Hugo Espinoza, director del Instituto Nacional de Ablación y Trasplante (INAT), indicó que el paciente debía superar 72 horas críticas posteriores a la cirugía, las cuales son consideradas cruciales luego de una intervención de tal magnitud.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter