El esposo de Romina Celeste Núñez se responsabilizó de la desaparición de la mujer, pero no así de la muerte. Aseguró que encontró el cadáver y que se deshizo del cuerpo por temor a que le culparan del hecho.

Al llegar a su casa el 1 de enero pasado, Raúl Díaz encontró muerta a su esposa Romina Celeste Núñez (25), de nacionalidad paraguaya y por eso decidió sacar el cadáver de la vivienda y deshacerse de él.

Eso fue lo que Raúl D. declaró ante la Policía esta mañana, un día después de su detención, que se produjo este domingo en la isla Lanzarote. Sin embargo, no especificó dónde depositó el cuerpo.

Con las afirmaciones del detenido, la Guardia Civil intensificó los operativos de búsqueda por varias zonas de la Costa Teguise, al este de la isla Lanzarote, hasta el momento sin novedades.

Romina Celeste Núñez (25) se comunicó con su madre por última vez el pasado 31 de diciembre. Desde entonces, no se tuvieron noticias de ella. Su hermana responsabiliza directamente al marido.

“Te odio Raul Diaz Cachon desde el más profundo de mi corazón por arrebatarle la vida a mi hermana, te odio por que no pensaste que puede pasarle lo mismo a tus hijas, a tu hermana y tu madre. Le robaste la vida le robaste la ilusión de verle crecer a sus dos hijos. Maldito el día en que te conoció . Maldito vos. Maldito ojalá que te llegue la justicia divina”, escribió su hermana Helen Rodríguez en las redes sociales.

Según el medio español, La Provincia, la pareja contrajo matrimonio en agosto pasado y ese mismo mes el hombre ya fue denunciado por maltrato.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter