Concejales municipales de Coronel Oviedo este martes resolvieron declarar de interes municipal la campaña “Más Luces, menos ruido” bajo el lema “que en estas fiestas solo estallen sonrisas”.

Esta campaña se realiza con el fin de concientizar sobre el uso de pirotecnias en las fiestas de fin de año por el daño que causa a las personas con Trastorno del Espectro Autismo (TEA).

Este es el tercer año consecutivo que la Asociación de Padres y/o Tutores de Personas con Trastorno Del Espectro Del Autismo “Tea Py” lleva adelante la campaña de concientización para evitar la explosión de pirotecnias en los días festivos.

Con el nombre “Más luces menos ruido” llaman a reflexionar sobre el daño que producen las pirotecnias a las personas con autismo y sus familiares.

“Lo que para algunos es diversión y costumbre para muchas familias paraguayas significa pasarla mal. Bebés, niños, adultos mayores, mascotas y el medio ambiente se ven afectados por la pirotecnia sonora, pero en particular daña más a las personas con TEA”, señala parte del comunicado.

El autismo es una condición neurobiológica que se distingue por patrones de comportamientos repetitivos y característicos, presentan déficit sensorial, y dificultad para la comunicación e interacción social.

Debido a que presentan hipersensibilidad auditiva, la percepción de los estímulos externos como los sonidos son considerados fuertes y se tornan insoportables para quienes los padecen generando momentos de mucha angustia.

Ante ruidos como los de la pirotecnia sonora generalmente se tapan muy fuerte los oídos, tienen crisis de llanto e incluso llegan a autolesionarse. Toman una posición agresiva para comunicar que los ruidos les molestan, familias enteras tienen que desplazarse en ocasiones al interior para evitar esta situación, y lo que debería ser un sinónimo de celebración se convierte muchas veces en un calvario

 

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter