Una joven madre recibió un balazo en la cabeza en medio de un asalto que fue perpetrado en un negocio que atiende con su madre. La misma fue llevada hasta un hospital donde sigue internada luchando por su vida. Ocurrió en Ñemby.

Adriana Sosa, de 24 años, fue víctima de un violento asalto perpetrado por motochorros.

La joven se encontraba ayudando a su mamá, Aida González, en una bodega que hace poco tiempo reinauguraron en la avenida Caaguazú, de la ciudad de Ñemby, para poder seguir pagando sus estudios universitarios, de acuerdo al reporte de Unicanal.

Uno de los delincuentes se dirigió hacia la caja con la intención de llevar la recaudación, sin embargo luego fue directamente hacia Adriana y le exigió que le entregue los dos teléfonos celulares que tenía en mano y sin mediar palabras le disparó a la altura de la cabeza para luego darse a la fuga.

A raíz de la herida, la joven fue derivada hasta el Hospital del Trauma, donde se encuentra luchando por su vida.

Mientras que los delincuentes aprovecharon toda la conmoción y se dieron a la fuga, pero un automovilista se percató de lo ocurrido y los siguió.

Sin embargo, para concretar su huida, los sospechosos abandonaron la motocicleta e ingresaron a un camino vecinal, de acuerdo al reporte de Telefuturo.

Comparte esto
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter